Científicos israelíes convierten las células cancerígenas en normales

 

Recientemente un grupo de investigadores de la Universidad Ben-Gurión del Neguev, dirigido por la Prof. Varda Shoshan-Barmatz, presentaron ante la opinión publica mundial la primicias de haber desarrollado una molécula que inhibe el crecimiento de las células cancerígenas

y las convierte en normales, no cancerígenas. Este enfoque único se basa en ARNip (pequeño ácido ribonucleico de interferencia),

una molécula que inhibe la producción de VDAC1, la proteína que ayuda a obtener la energía para las células malignas y altos niveles de la misma se encuentran en tumores sólidos y no sólidos. Las células cancerígenas, por definición,

son células anormales que se dividen y tienen el potencial de propagarse y causar estragos en los órganos y tejidos vitales.

Según información aportada por la “OMS” (Organización Mundial para la Salud), para el 2.012 El cáncer era una de las primeras causas de muerte a nivel mundial; en 2012 se le atribuyeron 8,2 millones de muertes,

 

siendo de múltiple variaciones su aparición en el ser humano,  los canceres de mayor incidencia y que causan un mayor número anual de muertes son los de pulmón, hígado, estómago, colon y mama.

Este descubrimiento ayudaría significativamente a combatir y disminuir las altas tasa de muerte por cáncer en países o continentes donde este flagelo mantienen altas cifras, el 70% de todas las muertes por cáncer registradas hasta el 2012 se produjeron en África, Asia, América Central y Sudamérica,

y según los estudiosos de la materia  Se prevé que los casos anuales de cáncer aumentarán de 14 millones en 2012 a 22 en las próximas dos décadas, por lo que con este gran Descubrimiento se pudiera “Revertir” todas esta estadísticas negativas y transformarla en alegría para la humanidad.

BGN Technologies, la empresa de transferencia de tecnología de la Universidad Ben-Gurión del Neguev (Israel),

ya ha patentado la tecnología descubierta por Shoshan-Barmatz y sus colegas. Esta estrategia para combatir el cáncer es sólo una de tantas que Shoshan-Barmatz está explorando actualmente en su laboratorio. La ex directora del Instituto Nacional de Biotecnología en el Neguev, también se está enfocando en la proteína VDAC1 como un medio para matar las células cancerígenas.

Los aportes israelíes a la ciencia y a la tecnología han sido muy significativas. Desde su fundación, Israel ha dedicado notables esfuerzos a la ciencia y a la ingeniería.

Los científicos israelíes han realizado contribuciones relevantes a la genética, a la informática, a la electrónica, a la óptica y a otras industrias de alta tecnología.

La ciencia israelí es bien conocida por su vanguardista tecnología. Israel ha sido también pionera en tecnología agrícola avanzada. Israel tiene una alta reputación en física teórica y también es apreciada su desarrollada medicina.

La cooperación científica y tecnológica entre Israel y otros países es única y trasformadora, al tiempo que ofrecen soluciones innovadoras para el resto del mundo.

“Bienaventurado el hombre que teme a Jehová, Y en sus mandamientos se deleita en gran manera. Su descendencia será poderosa en la tierra; La generación de los rectos será bendita. Bienes y riquezas hay en su casa, Y su justicia permanece para siempre”. Amen. Salmos 112:1-3

 

 

 

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.