No te rindas, Dios le da las batallas más difíciles a sus mejores soldados.

*“Para Tener FE, Tengo Que Creer y Para Creer…?”.*
“Sin Fe es imposible agradar a Dios.” (Hebreos 11:6), Para Agradar a otra persona, se tiene necesidad de cautivar o simpatizar por medio del Contacto, Atención o Relación a la otra parte.

Para que una relación funciones requiere algunos elementos básicos en su funcionamiento; La Comunicación, Lealtad, Respeto, y la Tolerancia son factores primordiales y esenciales para el buen desarrollo de la relación, a mayor relación más y mejores posibilidades de establecer con la otra parte una condición de comunión. “Esto es Aplicable y Recomendado a Todas o Cualquier Relación que Queramos Experimentar, Incluyendo la Familiar”.

 

Ahora Bien, la FE es «la certeza de lo que se espera, la convicción de lo que no se ve» (Heb. 11:1). Esto significa simplemente de que debemos tener Confianza y Seguridad de que lo que estamos haciendo dará frutos en beneficio de ambas parte, debemos poner lo mejor de sí para obtener los resultados que se esperan, de no ser así simplemente nos estamos mintiendo y se derrumba cualquier intención. El Señor nos advierte en sus Escrituras; “¿Andarán dos juntos, si no estuvieren de acuerdo? Amos 3:3”, Es necesario que ambas este de Acuerdo, por el contrario nada funciona.

Recordemos Siempre que Dios Nos Regaló el Libre Albedrio, pero a pesar de tener poder de decisión; Nosotros nunca afectaremos el normal desarrollo del Propósito de Dios para con la Humanidad como Creación, en líneas generales debemos estar claros de que; “Nosotros no le hacemos falta a Dios para cumplir sus planes, Él Nos Hace Falta a Nosotros Para Poder Alcanzar la Salvación.”, No somos imprescindibles o indispensables, pero si Importantes y Únicos. DIOS Nos Ama Como Nadie, Su Amor Por Nosotros es Insuperable.

Con Dios debemos ser Honestos y Leales, solo así podremos ser Favorecidos con su decisiones, Dios nunca favorece la indecisión, Eso es falta de Fe, Es por eso que podemos estar en una encrucijada, o enfrentando la mayor adversidad, pero no debemos dudar de quien sostiene nuestra mano, Recuerda: “Si puedes creer” Las montañas se moverán, Los enfermos se sanarán, Tu vida cambiará, los cielos se abrirán, Su gloria descenderá y su fuego te abrazará, Si puedes creer su gloria verás, su amor sentirás, su poder tocarás, Si puedes creer demonios huirán, cadenas caerán, tendrás libertad. Amen.
A…G.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *